domingo, 10 de julio de 2016

El especial Homenaje del Ballet Nacional de España a un grande de la Danza Española

¡BUENOS DÍAS!

En el casi ecuador de julio y tras haber sobrepasado la primera mitad del año, considero que es el momento idóneo para hacer un balance de lo que hemos caminado, echando la vista atrás para impulsarnos hasta nuestros deseos y mayores sueños.

Esta semana traigo un post muy especial, ya que hace unos días acudí a contemplar al maravilloso Ballet Nacional de España y tuve la suerte de poder disfrutar de su nueva producción en el Teatro de la Zarzuela, un especial Homenaje a el bailaor Antonio Ruiz Soler coincidiendo con el vigésimo aniversario de su muerte. Un precioso recorrido por sus coreografías más emblemáticas con el gran elenco del BNE y acompañados de la Orquesta de la Comunidad de Madrid.

Recordar que han estado en cartel hasta el 3 de julio en el Teatro de la Zarzuela de Madrid pero que debido a la huelga que han hecho bailarines y componentes del BNE, ha habido paros convocados que han hecho que haya días en los que no se haya abierto el telón.
Antes de comenzar con la crítica al estrenado espectáculo, me gustaría hacer una pequeña mención; 
Desde siempre he defendido que uno de los pilares más importantes de la sociedad es la Cultura, pero parece ser que aquí en España no la valoramos, ni cuidamos, ni respetamos ni difundimos como es debido. Y es una verdadera pena ya que es una de las fuentes de riqueza y valor más grande que tenemos. Desde hace tiempo las Artes Escénicas y en especial la Danza se encuentran en una situación muy complicada e insostenible.


Por eso desde aquí quiero expresar y dar mi apoyo y ánimo a todos los bailarines y componentes del Ballet Nacional de España, ya que es esencial ayudar a proteger y defender sus derechos. Con esto no solo aportamos un granito de arena en la protección de sus derechos sino que ayudamos a la defensa y mejora de la Cultura.

Y volviendo al tema principal, es la primera vez que un programa se dedica en exclusiva a Antonio Ruiz Soler, el bailaor y sin duda se puede apreciar en su totalidad la gran maestría y grandeza del bailarín, un virtusosismo que reflejaba en todos los estilos de nuestra querida Danza Española.

El programa de dos horas de duración se abre con Eritaña, la mágica pieza de Escuela Bolera con música de Isaac Albéniz, es una obra con influencia de las sevillanas boleras y su forma típica del siglo XIX, apenas dura unos pocos minutos pero su elegante e inigualable estilización coreográfica hacen de esta maravilla una de las obras más características e imprescindibles de nuestra Danza Española.

Taranto, La taberna del toro; Interpretada por la primera bailarina del BNE, Esther Jurado, es una obra llena de fuerza y carácter, con personalidad propia. El escenario se transforma en una antigua taberna andaluza y allí ante un cuadro flamenco de gran belleza y arrojo, se convierte en protagonista una andaluza flamenca con una portentosa bata de cola roja y blanca, con el cuerpo lleno de flecos blancos simulando un mantón, con pendientes, flor y unos caracoles en el pelo que sin duda reflejan la estampa como si de una hermosa postal se tratara. Mención especial a los brazos, el movimiento y el arte de la bailaora que demuestra con maestría su viveza en el escenario.



Zapateado de Sarasate, con música de Pablo Saraste, es una pieza muy especial de singular belleza junto con el acompañamiento de piano y violín. Es uno de los solos más emblemáticos del bailaor Antonio Ruiz. Destacar la magistral interpretación de José Manuel Benítez, los pies toman la palabra y hablan por su cuenta, con sus pautadas variaciones de ritmo e intensidad, sin duda un zapateado de gran complejidad y virtuosidad.

Fantasía Galaica, con música de Ernesto Halffter. La tradición gallega se plasma en esta obra tan mágica como poética, en el que destaca el bello paso a dos de gran armonía y elegancia, en el que el sonido de las vieiras chocan al compás de los pasos. La estética teatral y dramática cobran enorme protagonismo en esta hermosa pieza tan estilizada que pone el broche final con la muñeira, el folclore más conocido de la región gallega.


La música de Manuel de Falla caracteriza la popular obra del Sombrero de tres picos. Uno de los elementos más característicos de esta pieza es su carácter interpretativo y dramático en el que la Danza Española se convierte en el lenguaje principal y en el simbolismo clave para poder interpretarla. La obra abarca toda la segunda parte de la función y pese a que se hace un tanto extensa, los protagonistas y demás bailarines ejecutan en su totalidad la obra con dinamismo y una sólida calidad técnica y artística.

Esta nueva producción del Ballet Nacional de España te transporta a un universo de tradición, costumbrismo y mucha belleza y la reposición de estas coreografías nos brindan la gran riqueza de nuestro patrimonio cultural y nuestro inigualable tesoro dancístico español, el cual debemos de conservar, apreciar, valorar y difundir. El BNE nos induce a amar lo nuestro, a amar nuestra Danza Española y por ello gracias de corazón.

Disfrutar mucho y ser muy FELICES =)

Podéis seguirme en:
Twitter: @PaujournalisteB
Facebook: http://www.facebook.com/Paujournaliste
Instagram: Paujournaliste

Quienes le vieron sobre el escenario nunca olvidaron su maestría, su carisma 
y su talento para emocionar con su baile.


Image and video hosting by TinyPic