domingo, 8 de marzo de 2015

¡Qué vivan las Mujeres!

BUENAS TARDES!!

El mes de marzo nos ha dado una tregua en lo que al tiempo se refiere y después de un gélido invierno se agradece un poco de calidez, la primavera ya está cerca.

Hoy el artículo va a versar en honor al día en el que estamos y es que un ocho de marzo como no podría ser de otra manera las letras van dedicadas a todas nosotras, preciosas mujeres trabajadoras de todo el mundo.

Si de algo estoy segura es de que las mujeres somos imprescindibles en el mundo, quizás algunos tachen estas palabras de egolatría pero amigos las mujeres poseen un maravilloso don para conseguir embellecer hasta el más hastío de los lugares.
Se necesitan mujeres en el mundo, valientes y soñadoras que intenten luchar por un mundo más justo y que sean conscientes de la valía personal y profesional que tienen. Mujeres con ganas de construir una sociedad más justa e igualitaria, mujeres fuertes pero sensibles que demuestren que con cariño y amor se consiguen las mayores cosas. Mujeres guapas e inteligentes, porque una cualidad no anula a la otra, y porque las mujeres somos muy lindas por fuera pero sin duda somos más bellas por dentro.
Mujeres madres, amantes, mujeres solteras con o sin hijos, mujeres hijas, mujeres esposas, amigas, novias o hermanas...pero ante todo mujeres con ganas de comerse el mundo, mujeres trabajadoras que se esfuerzan por conseguir lo que desean, que luchan cada día por vencer la batalla laboral, mujeres que con una sonrisa cambian el mundo.

Con igualdad de género no debemos engañarnos y pensar que estamos ante una vil competición entre sexos, sino de un triunfo forjado en el respeto y la unión, para que juntos seamos más fuertes y nuestro trabajo mejor.
Se necesitan mujeres que se atreven a cumplir años y a compartirlos con los suyos, mujeres aventureras que retan a los miedos y se impulsan con fortaleza en su empeño por conseguir cumplir sus sueños. Mujeres jóvenes, adultas y ancianas que sepan compartir sus experiencias, sus enseñanzas y generen en la sociedad esa bonita reciprocidad entre todas, porque todos podemos aprender de todos. Mujeres conscientes de la realidad repletas de entusiasmo para cambiar el entorno, mujeres rebeldes que no se adaptan a lo establecido y luchan afanadamente por conseguir mayor justicia y bienestar. Mujeres que estudian y trabajan, que cuidan y aman, que respetan y enseñan, que educan y aportan, que luchan y ganan, que quieren con el corazón.

En definitiva que vivan las mujeres que se atreven a vivir y a disfrutar de la vida, de las pequeñas cosas, porque esas son las que finalmente hacen grande la vida. Y es que, qué sería del mundo sin mujeres, que sería del mundo sin ELLAS.

Disfrutar mucho y ser muy FELICES =)

Podéis seguirme en:
Twitter: @PaujournalisteB
Facebook: http://www.facebook.com/Paujournaliste
Instagram: Paujournaliste
Youtube: PauJournaliste

El momento en el que decides que vas a hacer algo es el momento en el que se hace realidad



PAULA